Saltar al contenido
Dark

ILM – Capítulo 157

15/11/2022

La reputación de Sienna de poder ver el futuro no era mentira. Obviamente, sabía que encontraría a Damia aquí, así que la agarró de la mano y la arrastró.

“Ahora vámonos.”

Sus ojos plateados, que eran completamente diferentes a los ojos morados de su hermano menor, se volvieron hacia ella.

En ese momento, la luz de la luna, que había sido ocultada temporalmente por las nubes, se dispersó brillantemente. Entonces Damia vislumbró los hermosos ojos lechosos y translúcidos de Sienna.

“Estoy segura de que estás ansiosa por recibir instrucciones de una persona ciega, pero sígueme de todos modos. Te llevaré a donde está el carruaje.”

En lugar de poder ver normalmente, estaba dotada de la capacidad de ver el futuro. La mujer que había sido ciega de nacimiento sonrió a la luz de la luna. Ella albergaba una misteriosa y cálida ternura.

Damia la siguió como si estuviera poseída. La guiaban con tanta precisión que no podía creer que Sienna fuera ciega.

Gracias a ella, Damia, pronto pudo llegar a la puerta brillantemente iluminada que conduciría a la ciudad. Cuando vio a su cochero esperando a lo lejos, ansioso, Sienna dejó de caminar.

“Puedes caminar sola desde aquí, ¿verdad?”

“Si, gracias.”

Damia asintió con la cabeza y se inclinó para devolver los zapatos. Pero Sienna alargó la mano para detenerla, como si lo hubiera visto.

“Está bien, solo tómalo. Piensa en ello como un regalo de mi parte.”

Damia, que dejó de moverse, parpadeó y la miró.

Por lo que escuchó, Sienna nació con un talento extraordinario. Se le informó que odiaba a la gente, ya que fue atormentada desde una edad temprana. Por lo general, también se mantenía reservada y rara vez aparecía.

Así que Damia no pudo evitar preguntar:

“¿Por qué… … estás siendo tan amable conmigo?”

Sienna se mordió los labios y la presionó por un momento ante la pregunta. Su cabello plateado estaba agitado por el viento de la noche, y lo echó hacia atrás.

“Lo siento por ti”.

“¿Qué?”

“Lamento que mi único hermano sea un idiota tonto. Por supuesto, no es mi culpa que el bastardo sea un bastardo, pero independientemente, ya que compartimos nombre y sangre, debería haber fomentado al idiota para que al menos usara su cerebro.”

… … ¿Se lo imaginó? Con esa cara de hada, Sienna no parpadeó mientras maldecía a su hermano.

Y con una rima increíble. [t1v: Sienna rap insultó a su hermano en coreano]

“Si quieres odiarlo, siéntete libre de odiarlo tanto como quieras. Está bien golpearlo y maldecirlo también”.

“De qué estás hablando… … .”

“Lo importante es que no debe quedar en ti enemistad ni resentimiento. Me gustas mucho más que ese bastardo humilde.”

Sienna, que había continuado murmurando juramentos con su voz completamente incomprensible, inmediatamente soltó su mano. Luego tocó su hombro un par de veces con su mano cálida, dijo:

“Eres una buena persona, Damia Primula. Nunca olvides eso.”

Fue una declaración muy absurda. Pero con su voz extrañamente confiada, Damia se sintió algo reconfortada.

“… … gracias.”

La sensación de algo caliente goteando llenó su corazón y la atragantó. Damia caminó hacia donde estaba su carruaje y se volvió hacia Sienna.

De pie, sola en el oscuro jardín, era fría y elegante como la sombra de la luna. Sus labios parecían querer sonreírle a Damia, pero en cambio dejó una advertencia inesperada.

“Por favor, ten cuidado con ‘él’.”

“¿… …?”

Damia dudaba de sus ojos y oídos. Al mismo tiempo, la luz de la luna oscurecida por las nubes se evaporó nuevamente, Sienna desapareció como si se desvaneciera en la oscuridad.

Damia miró hacia donde estaba hace un momento. ¿Se encontró con un fantasma? El encuentro se sintió como si hubiera despertado de la posesión de un fantasma.

Reflexionando sobre la extraña sensación persistente, resonó un grito familiar:

“Señorita Damia!! ¡¡Estás aquí!!”

Como si hubiera estado bastante preocupado, el rostro de su cochero que corría hacia su lado estaba alegre por su apariencia. Parecía que realmente era hora de irse a casa.

Damia vio los zapatos de cuero en sus propios pies mientras movía los dedos de los pies. Luego, escoltada por su cochero, subió gustosamente a su carruaje.

Afortunadamente, en la capital su padre tenía una residencia temporal de temporada, donde se alojaba cuando venía a hacer negocios. Damia decidió que se quedaría allí por un tiempo.

Así concluyó la primera entrada de Damia Primula en el palacio real.

AtrásNovelasMenúSiguiente

 

error: Content is protected !!